Viviendas para vivir

Hace menos de un mes me preguntaba aquí mismo si había comenzado el crack inmobiliario. Todo parece apuntar que sí:

  • Las inmobiliarias están en crisis.
  • Una de cada tres casas que se construye no se vende. Hay ya 650.000 pisos nuevos vacíos.
  • Hay inmobiliarias que han rebajado el precio de sus pisos hasta un 40%
  • Ahora tienen que hacer ofertas sobre los pisos. Algo impensable hace tan solo un par de años
  • En Madrid, por ejemplo, entre pisos vacíos (antiguos) y en ruinas hay unos 300.000

Ahora tenemos una nueva MInistra de Vivienda, Beatriz Corredor, que deberá ayudar a resolver los problemas que esta crisis generé (y que ya está generando), y sobre todo seguir ayudando a que los jóvenes nos podamso emancipar.

Yo ya dije que ni soy ni pretendo ser economista, pero eso de que se hayan usado viviendas para algo que no era vivir, está trayendo demasiados problemas.

Anuncios

Crack?

¿Ha llegado el crack inmobiliario?

Pues es difícil decirlo con rotundidad, pero sí es cierto que esto ya no es lo que era. Hoy se abre el SIMA con las peores cifras de los últimos años. Ayer elpaís sacaba un reportaje sobre el pueblo fantasma en el que se ha convertido Seseña “gracias” al grandioso proyecto que El Pocero quería realizar allí y que probablemente no se pueda acabar. Y hace poco salían unos datos que reflejaban que los créditos han disminuido.

¿Es esto un crack?

Probablemente. Y ojalá. Sinceramente, no me dan ninguna lástima todas esas personas que han inflado el mercado inmobiliario sólo para invertir. Al que le sobre el dinero, que pida un fondo de inversión o que vaya a la bolsa o al casino. Pero una casa es para VIVIR!!

Y sí, es cierto que muchas familias que se han comprado un piso (para vivir) en esta época también van a pagar los platos rotos. Y a esos habrá que ayudarles. Pero a los especuladores (los grandes y los pequeños, que también son muchos) ni agua.