Pataletas del periodismo

Desde hace un par de semanas, más o menos, es imposible que pase un día sin que un periódico, telenoticias o programa variado que no hablo de esa moda de criticar a los políticos por dar unas declaraciones enlatadas. No todos hacen como Patxi López con su entrevista por twitter (precedidad de una rueda de prensa de toda la vida), es cierto. Pero lo que no acabo de entender es el motivo de enfado de los periodistas. Ellos se lo han ganado.

Uno de los motivos para los que algunos políticos (el propio Lehendakari) se abrieron un blog hace tiempo era porque en los medios tradicionales nadie les daba bola. Cuando no eres un jefazo, a la prensa, simplemente no le interesa lo que dices. Y por eso no van a tus actos o a tus ruedas de prensa. Y eres tú el que tienes que buscarte la vida, llamarles, escribirles la nota de prensa (que luego copian y pegan) y enviarle las 3 o 4 fotos para que ellos seleccionen la que les cuadre mejor. ¿Eso es periodismo? Y eso pasa a casi todos los niveles. Menos claro, al alto altísimo, donde sí quieren hacer su trabajo y preguntar.

Pues por mí, que sigan llorando. Luego se dirán que los blogs están matando al periodismo, en lugar de darse cuenta que son los periodistas (o la falta de) lo que lo está haciendo.


Barcelona – Manchester United

Todos los caminos conducen a Roma.

Esa, ya sabemos, va a ser la final de la Copa de Europa. Y sabemos que Inglaterra está irritada por lo que ellos (y yo, sinceramente) consideran un robo en el arbitraje del sueco Tom Henning Ovrebo.

No entraré en la polémica de las jugadas. Si son o no son. Si esas manos son voluntarias o no. Si esas entradas son tarjetas…

Desde aquí he hablado de periodismo y especialmente de su falta de rigor. Y ayer tuvimos otro ejemplo. Y es que los periodistas españoles, que tanto han (hemos) llorado cuando nos ha tocado sufrir a estos árbitros con nuestros equipos o nuestra selección, hicieron un acto de demagogía pasando por alto, la mayoría, estas jugadas. Un profesional debe ser consecuente con su trabajo. El árbitro tiene que ser imparcial. El periodista también.

Y entiendo que apoyasen al F.C. Barcelona de Guardiola y su gran fútbol… pero ¿qué pasaría con ese árbitro si los periódicos españoles (e italianos, franceses, alemanes…) pidiesen, al igual que los ingleses, que se le sancione por sus errores?

No sé si venderían más o menos. Pero serían más periodistas.


Juicio a los medios

Cada día se nos hace menos extraño ver a periodistas en el banquillo de acusados, en un juicio. Cada día es más común ver titulares amarillistas o rosas en los periódicos de toda la vida. La información ocupa menos espacio a cambio de la opinión. O el adoctrinamiento. La prensa se rompe y nos inunda a todos.

Pero el cambio de negocio (sí, negocio) esta pervirtiendo a la sociedad. Porque mucha gente espera lo mismo que siempre ha esperado. Y ahí no está. Y nadie nos ha avisado del cambio. Pero la mayor perversión es que todo vale. Y así podemos pagar a exconvictos para que no digan nada, o dar bola a padres que en el fervor de su dolor piden injusticias en nombre de la justicia, o que se inventan investigaciones, o que, simplemente, pierden videos.

Yo, así, no quiero a los medios de comunicación.


Periodismo de café

Ayer por la tarde estuve tomando un café con Diego Beltrán, amigo al que conocí el verano pasado en California, gran viajero y además, licenciado en periodismo.

Entre sorbos y risas comentamos todo tipo de cosas, pero un tema tomó más importancia que otro: el periodismo ciudadano.

Estuvimos de acuerdo en que la equivalencia entre Periodismo clásico –> Periodista clásico no se puede trasladar a Periodismo ciudadano –> Periodista ciudadano. ¿Por qué? El periodista ciudadano somos cualquiera de nosotros que tengamos a mano un móvil, una cámara o un ordenador (e internet, claro). Se trata de comunicar rápidamente aquello que pasa en cualquier parte del mundo. Y no hace falta hacerlo con un rigor profesional, entendiendo la falta de rigor como simple falta de datos y no como mentir en lo que se cuenta. Coincidimos también en que eso, la mentira, era una de las más habituales acusaciones a este nuevo periodismo, pero ¿acaso ningún periodistas profesional (sea político, deportivo o rosa) ha mentido nunca? Vaya…

Sobre los periódicos de papel comentamos que el futuro es tener a gente capaz de hacer buenos análisis, buenos artículos de opinión. Uno se compra el periódico cuando ya sabe todo lo que ha pasado, cuándo, cómo, quién, por qué. No tiene sentido contar eso. El lector necesita otra cosa.

La información fluye a toda velocidad. Pero necesitamos gente capaz de frenar, pensar y escribir.


¿Blogger = Periodista?

Una de las preguntas o debate más recurrentes en el III Congreso de Nuevo Periodismo ha sido si los bloggers son periodistas o si los periodistas tienen que tender a ser bloggers. El origen principal de este debate empezó con la charla de ayer.

(Aquí os dejo una excelente crónica de Javier F. Barrera de cómo se formó el debate en la red)

Salvo algunas excepciones, las opiniones han ido en el sentido:

  • El blogger dice que sí es periodismo.
  • El periodista dice que no.

Y yo me pregunto (y espero vuestras respuestas)

  1. ¿Todo lo que se hace en los medios tradicionales es periodismo?
  2. ¿Nada de lo que se hace en la red es bueno?
  3. ¿Uno es blogger solo por bloggear?
  4. ¿Quién mide la calidad de un blog? ¿O se debe medir en visitas?
  5. ¿Está obsoleta la carrera (universitaria) de Periodismo?
  6. ¿Es malo copiar y pegar? ¿O solo si no se enlaza?
  7. ¿Tanta información en la red nos ayuda a estar más informado?

IIICNP – Periodismo ciudadano en español

Esta mañana hemos asistido a la Conferencia sobre periodismo ciudadano en español a cargo de:

 

    • D. Oscar Espiritusanto – Director de Periodismociudadano.com
    • D. Sebastián Lorenzo – Director de Noticias LA, Argentina
    • D. Daniel Vásquez – Editor de Maulee, Chile
    • D. Luis Carlos Díaz – Editor de Periodismo de Paz, Venezuela
    • D. Pablo Solana – Director del proyecto Ciudadanos Móviles

    Modera: D. Pau Llop – CEO de Bottup

Me quedo con unas ideas así tomadas al aire:

 Democratización de los canales. Nosotros mismos podemos distribuir información sin casi inversión.

 Participación corta: brecha digital más incapacidad de la ciudadanía de crear.

 Las empresas se van a reinventar.

 Experimentos baratos. Se permite el erro.

 Geolocalización e hiperlocalización: claves en los blogs y en las redes.

 Las empresas están cambiando… Y los medios tradicionales también deben hacerlo.

  El futuro es móvil.

– Los agregadores de blogs son muy fríos y el usuario no quiere eso.

– Una cosa es ser periodista y otra cosa es ser cronista. En internet 2.0 hay pocos periodistas y sí muchos cronistas. “Periodista es el que ha estudiado”

– El Periodismo debe adaptarse. Y los planes de estudios de la Carrera de Periodismo también.

Y varias páginas a las que se han hecho referencia.

 Yoperiodista, soitu.es, Pulitzer y Youtube: premio periodismo ciudadano, 233grados, Chicago Tribune está en Twitter, spot.us, Global voices, witness.