¿Boicot? a los JJOO

Como a estas alturas ya todos sabemos, China está viviendo un momento muy delicado. Por un lado, estamos a tan solo unos meses de la celebración de unos Juegos Olímpicos, con todo lo que ello implica: obras que hay que acabar, actos que organizar, grupos que coordinar… y un largo etcétera en el que podemos incluir también las negativas de ciertas federaciones y deportistas a competir en determinadas pruebas por la contaminación o, como en el caso de los Estados Unidos, a llevar su propia comida. Los JJOO son una oportunidad histórica para el país que los acoge, como recordaremos todos con Barcelona 92.

Por otro lado, tenemos el conflicto del Tibet. Creo que todos sabemos a lo que me refiero, y me arriesgo a decir que todos estamos de acuerdo de que en China debería haber una mayor libertad, en todos los ámbitos.

Pero la cuestión que se me plantea es cuando juntamos estos dos hechos. Desde diversos ámbitos (desde grupos de facebook hasta el Presidente francés Nicolas Sarkozy) se ha hecho una llamamiento o, al menos, un aviso, de que hay que boicotear estos próximos Juegos Olímpicos de Pekín 2008.

Aún no estando a favor de la designación de Pekín como sede olímpica, aún no habiendo esta cumplido todos los objetivos a los que se comprometió y aún estando en total desacuerdo con el comportamiento con respecto al Tibet, yo me pregunto: ¿qué ganamos ahora boicoteando los Juegos? Sinceramente, no se me ocurre ni una sola situación positiva. Ni es justo para los ciudadanos, ni para los deportistas, ni para los meros organizadores (que no todos son políticos).

Eso sí, debemos reflexionar de cara a las próximas elecciones de sedes olímpicas, para que este tipo de situaciones no se vuelva a dar.

Anuncios